Delegar impuestos, sí o no.

¿Es conveniente llevarse uno mismo la fiscalidad?

Delegar nuestra fiscalidad, sí o no.

Hoy en día que está tan de moda el DIY, y sobre todo, los negocios con inversión inicial mínima, surge también esta pregunta.

Casi todas las cosas se pueden hacer por uno mismo. Algunas con más riesgo que otras. Y en este caso, nos encontramos con una de ellas.

¿Es posible presentarse uno mismo los impuestos sin saber de fiscalidad?

La verdad es, que  hoy en día todo es posible. Con las nuevas tecnologías, ya existen programas que pueden presentar por ti los impuestos y conocen las novedades que impone Hacienda.

Hay muchos en el mercado, a distintos preicos y con diferentes funcionalidades. A continuación te enumero algunos:

Delegar impuestos, sí o no.
  • Factura Directa: es el que más uso con mis clientes. Es sencillo y muy intuitivo, algo de agradecer para los que no tienen mucha idea sobre la jerga fiscal. Además tiene un precio bastante asequible. Si estás interesado y quieres darte de alta, te dejo mi código de descuento para que pagues un 50% menos en los primeros 6 meses: ECONOMISTAHFDNC.
  • Quaderno: no lo he probado personalmente, pero tengo referencias de otros compañeros que hablan muy bien de él. La única pega, quizá es el precio, que para un negocio pequeño, puede resultar inalcanzable.
  • Sage One: lo probé al comenzar con Economista Holística. Era una aplicación interesante, pero no la recomiendo para llevarse uno mismo los impuestos, ya que puede resultar complicada por la jerga que utilizan.
  • Otros softwares en el mercado: ojo, no los he probado. Debitoor, Holded, Anfix.

¿Es seguro presentarse a uno mismo los impuestos?

Bueno, esto depende de los conocimientos fiscales que tengas. Lo cierto es que es un tema tan cambiante y tan complicado, que si no estás al día, y no tienes una buena herramienta, va a ser muy complicado que lo hagas bien sin echar muchas horas en informarte bien.

Incluso con una buena herramienta, es posible que te surjan dudas. En ocasiones la misma herramienta, tiene posibilidad de preguntar a soporte, aunque generalmente, sólo te lo darán del funcionamiento de la misma y no de lo que marcan las leyes. Si necesitas un soporte para dudas fiscales, te recomiendo acceder a mi Consultora, donde por 15€ al mes, tendrás acceso a todas las que necesites.

Además, recuerda que en temas fiscales, la seguridad es muy importante. Un error puede costarte muchos euros.

Mi recomendación

Lo que te recomiendo es que si no estás seguro, pagues un gestor fiscal. Si el tema números no te gusta nada, ni te pienses dedicarte a llevar tú mismo los impuestos.

Ahora, si te gustan estos temas, y no te importa dedicarle un poco de tiempo, y además, tu fiscalidad es muy sencilla (la que pueda tener un freelance con pocas facturas de compra y venta), entonces sí puedes presentarte tú mismo los impuestos. Eso sí, siempre con la posibilidad de contar con alguien a quien plantear tus dudas en caso de que cambie tu situación fiscal.

¿Necesitas un gestor especializado en el mundo online?

Tengo un negocio online y entiendo perfectamente los términos y cómo funcionan las cosas en el mundo online. Por eso, te puedo ayudar con tus impuestos.

Te entiendo, yo también tengo un negocio online.
  • Fiscalidad para autónomos
  • Presentación de impuestos
  • Recepción de notificaciones
  • Contacto permanente
  • Análisis económico de tu negocio

Si te ha servido, ayúdame a llegar a más gente...

Share on telegram
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email
Share on pocket

Para que tengas la mejor experiencia cada vez que me visites, utilizo "galletitas informáticas" Continúa con la lectura y optimiza tu negocio, tu ordenador ya hace el resto por ti y da tu consentimiento para aceptar las cookies y de mi política de cookies. Puedes hacer click en el enlace para saber más..plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Curso Gratuito de Precios

¿Quieres ahondar en tu relación con el dinero?

déjame que te cuente una historia...

Ana trabajaba duro.

Ella sabía que sola podría conseguirlo, pero a veces necesitaba ayuda. En esos casos, le pedía dinero a su familia. Pero esto no le gustaba nada.

Sigue la historia de Ana, Carlos y Lucía para entender cómo nos relacionamos con el dinero, y por qué las emociones son tan importantes en las decisiones financieras

Historias inspiradoras sobre emprendimiento, fiscalidad y finanzas